Metodologías Educativas VIII: Mindfulness

metodología mindfulness para niños

¿Qué os parece nuestra serie de Metodologías Educativas? La última vez os hablamos sobre el Aprendizaje Basado en Problemas y hoy os traemos el octavo y ya último método: Mindfulness, también conocido como Atención Plena.

Se trata de un concepto psicológico que proviene del Occidente, de la meditación budista, sin embargo no tiene nada que ver con las prácticas religiosas. Es la concentración de la atención y la conciencia de nuestra experiencia en el mundo. Podemos aprender como ser consciente de nuestros movimientos, nuestros sentimientos y de cómo respondemos a diferentes momentos de nuestra vida. Sin Mindfulness sólo prestamos atención a estas experiencias con una pequeña parte de nosotros mismos, mientras estamos pensando en otras cosas. Vivimos de manera automática. Mindfulness nos enseña a responder y no a reaccionar.

Mindfulness con nuestra agenda digital

Tanto si vas a implantar Mindfulness, como si vas a utilizar otras metodologías educativas, te recomendamos utilizar una Agenda Digital para guarderías, escuelas infantiles y colegios que puedes personalizar. Con la APP Kidsnclouds puedes poner los títulos que te convengan, por ejemplo, puedes crear un título en tu Agenda Digital que sea Mindfulness e involucrar a las Familias en el aprendizaje del alumno, enviándoles información sobre los beneficios que aporta en los niños, sobre actividades que hayáis realizado en tu centro educativo, incluso con propuestas para hacer el fin de semana en casa. Puedes añadir vídeos y fotografías de sus hijos.

Beneficios de Mindfulness en niños

A primera vista Mindfulness puede parecer más una práctica de adultos. La verdad es que existen numerosos beneficios para los más pequeños. A continuación os hablaremos de algunos de ellos.

  • Les ayuda a estar más centrados y concentrados e ignorar las distracciones.
  • Aprenden a regular sus emociones y son más conscientes de sí mismos. Les es más fácil encontrar la tranquilidad, se sienten más seguros y pueden encontrar equilibrio cuando se enfadan o cuando se sienten molestos.
  • Tienen mayor equilibrio emocional y psicológico.
  • Tienen más empatía. Pueden desarrollar la compasión y la amabilidad hacia otras personas, pero también hacia sí mismos.
  • Aumenta su capacidad de aprender, prestan más atención, son más creativos y tienen mejor rendimiento en sus actividades.

mindfulness para niñosEjercicios de Mindfulness para niños pequeños en tu escuela infantil

La rana

En Mindfulness la respiración juega un papel muy importante. Para hacer el ejercicio más divertido, explícales a tus alumnos que la rana es un animal que observa el mundo a su alrededor, pero no reacciona inmediatamente. Puede quedarse totalmente quieta o saltar muy alto. Diles a los niños que vais a jugar a ser ranas, estando quietos y respirar igual que las ranas, hinchando la tripa cuando entra aire y deshinchándola cuando sale.

La campana

Dile a los niños que vas a tocar la campana y pídeles que escuchen con atención y que te diga cuando el sonido ha desaparecido totalmente.

El detective

El juego trata de estar 30-60 segundos totalmente quietos observando lo que nos rodea, prestando la atención a cualquier detalle pequeño e insignificante de algún objeto en movimiento, por ejemplo de una vela. Al terminarse el tiempo los niños tienen que compartir sus observaciones.

 

El tiempo

Los niños tienen que cerrar los ojos y centrarse en sus emociones, de cómo se siente su cuerpo. Luego tienen que describirlo utilizando conceptos meteorológicos. Así, si el niño se siente feliz puede decir que el sol brilla fuerte y que hace sol. Si está enfadado dirá que está nublado o que se acerca la tormenta. De esa manera aprenden entender sus emociones.

 

¿Qué os ha parecido? ¿Creéis que podéis ponerlo en práctica con vuestros alumnos en vuestra guardería? ¡Contadnos!

Leticia Alvarez Cervera
Leticia Alvarez Cervera

Deja un comentario